Cogiendo en un hotel después del trabajo

48
Share
Copy the link

Después del trabajo casi nunca me voy a mi casa directamente. Siempre me paso por mi dosis diaria de sexo. Tengo un compañero que esta tan caliente como yo y nos gusta coger y liberar tensiones. En la cama mi pinche amante tiene los ojos vendados y es todo mío. Me monto encima de él y empieza lo rico. Me muevo como una batidora mientras que su verga entra y sale de mi interior. También su lengua me chupa la panocha como buen esclavo sexual.  

Comments

Your email address will not be published. Required fields are marked *