Mi hijo adoptivo es sonámbulo y tengo sexo con el

1608
Share
Copy the link

Por todos los santos, mi nuevo hijo es el hombre más atractivo que he visto en mi vida y no puedo tener más ganas de tener sexo con él. Por fin tengo la oportunidad de hacer mis fantasías posibles cuando lo encuentro sonámbulo por la casa. Lo acorralo en la escalera y su gran verga entra en mi boca como un caramelo del sabor más deliciosos que puedas imaginar. Lo despierto en el proceso y aunque no me ha cogido como quería, al día siguiente me lo encuentro igual y es ahí donde de verdad tenemos sexo desenfrenado. Me atraviesa mi panocha y me llena de leche por dentro.  

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *